¿Quién es el barbero de la selección peruana en el Mundial?

Los seleccionados no dejaron nada al imprevisto y hasta tienen a su barbero favorito en Rusia y así lucir con los peinados de moda ante las cámaras del mundo entero.

Vie, 15 / Jun / 2018 9:20 am

SÍGUENOS EN:

Google News
Cristian Castañeda es el barbero peruano de la selección nacional. Foto: AFP

Cristian Castañeda es el barbero peruano de la selección nacional. Foto: AFP

Vie, 15 / Jun / 2018 9:20 am

Los seleccionados no dejaron nada al imprevisto y hasta tienen a su barbero favorito en Rusia y así lucir con los peinados de moda ante las cámaras del mundo entero.

La cita se demoró 36 años pero no hay que preocuparse, en Rusia está Cristian 'el barbero'. Fiel a su tradición, a este peluquero no le importó recorrer los más de 12.000 kilómetros entre Lima y Moscú para dejar guapos a los jugadores de Perú antes del debut en el Mundial.

"Quedaron chévere, no están nerviosos, lo único que quieren es jugar ya", declaró Cristian tras la sesión de peluquería, celebrada el miércoles en las habitaciones del hotel Sheraton Sheremetievo, antes de que el equipo volara el jueves a Saransk, donde debutará ante Dinamarca.

'Edison Flores, cliente número 1'

Tres días antes Cristian Castañeda es uno de los 50 hinchas peruanos que recibe al equipo en las puertas del establecimiento. Los jugadores desfilan bajo estrictas medidas de seguridad y varios le dedican un guiño: se llevan la mano a la cabeza imitando el gesto de una tijera.

"Empecé como ayudante de un amigo que les cortaba el pelo, pero un día Edison Flores me llamó y empecé a venir yo", relata este treintañero, que luce una fina línea por barba, ataviado con chándal y gorra del equipo nacional. 

"Mi cliente número 1 es Edison, se lo corta conmigo y no se deja tocar el pelo por nadie más", explica, reconociendo que el 'Orejas' es un "clásico" que siempre se rapa el pelo y que es poco amigo de los adornos que le propone.

"A los otros sí les gusta más innovar y quieren que les quede exactamente igual en un lado que otro, pelo a pelo, hay que salir bien en la tele", añade.

Junto a Flores, el miércoles pasaron por sus manos Andy Polo, José Carvallo y Pedro Aquino, además de varios miembros del cuadro técnico. Todos lucieron el babero de peluquería que Cristian fabricó especialmente para el Mundial, con el lema 'Presente' además del logo del torneo y el escudo de la Federación Peruana.

Entre sus clientes habituales también figuran Raúl Ruidíaz, Miguel Trauco o Alberto Rodríguez.

La melena de Gareca

A Cristian le gustaría que un día se animara el gran capitán Paolo Guerrero. "Le conozco, pero yo no soy una persona que va a ir a pedir cortar el pelo, si quiere mi servicio, lo hago", dice con respeto.

¿Y proponer al profe Ricardo Gareca que deje atrás su larga melena y opte por un corte más moderno? "Le he visto una vez y le pedí una foto. Sería un honor cortarle el pelo", responde con profesionalidad.

Cristian llegó a la peluquería casi por casualidad. Hasta hace seis años vivía en Connecticut (Estados Unidos), donde trabajaba de cocinero y como "dealer de carros". Un problema personal le obligó a regresar a casa.

En Lima fundó el 'Christian Barber Studio'. "Gracias a Dios ahora soy conocido por la selección", explica Cristian, que también hizo sus pinitos en la música, publicando hace dos años en Youtube el sencillo 'No pensé que era amor', firmado por 'El barbero de la salsa'.

Entre las sesiones de peluquería más especiales que recuerda, la víspera de la vuelta de la repesca mundialista, en noviembre ante Nueva Zelanda, cuando Perú ganó 2-0 en Lima y aseguró su regreso al Mundial.

"Ufff, ese día me acuerdo de hablar con Edison, estaban motivados. Les dije 'todo el Perú está con ustedes muchachos' y ellos estaban locos por jugar", rememora.

Finalmente Cristian, que no tiene billete de vuelta, quiso agradecer a los jugadores. "Ellos me dieron un empujón, una ayudita por ahí, venir al Mundial no es fácil", dice el hombre que espera pasar más de un mes en Rusia y acicalar a la Bicolor para la final del 15 de julio.

Por Pablo MELIAN (AFP).