Por: EFE • Futbolperuano.com

España venció 1-0 a Portugal y accedió a la Final Four de la Nations League

España logró una agónica victoria ante Portugal para meterse a la fase final del certamen.

Actualización
Álvaro Morata anotó el gol de  la victoria. Foto: Twitter @SEFutbol
Álvaro Morata anotó el gol de la victoria. Foto: Twitter @SEFutbol

España logró una agónica victoria ante Portugal para meterse a la fase final del certamen.

Una sensacional actuación de Unai Simón, un gol de Álvaro Morata a falta de dos minutos para el final y un Cristiano Ronaldo en decadencia metieron a España en la fase final de la Nations League, después de su sufrida victoria (0-1) en Braga, donde Portugal acusó la falta de puntería de su estrella y el equipo español, tras un desastroso primer tiempo, se reactivó con la entrada de Gavi y Pedri.

No fue la noche de Cristiano Ronaldo, una sombra del jugador que maravilló al mundo con la camiseta del Real Madrid. Fue la noche de Unai Simón, decisivo bajo palos. Y la confirmación de que Gavi y Pedri son el futuro pero también el presente de La Roja. Ambos fueron decisivos, al igual que Nico Williams, un revulsivo que ha hecho méritos para sacar el pasaporte a Catar.

El plan de partido de Portugal estaba claro: defender con las líneas juntas, ahogar a España en la zona de creación e intentar golpear al contraataque. Ni los pitos desde la grada cuando los defensas españoles movían de lado a lado el balón en campo propio motivó que los atacantes lusos adelantasen sus líneas hasta que sintieron el nerviosismo español en la construcción del juego.

Fue pasado el minuto 20. En dos minutos dos despistes; el primero de Rodri y el segundo de Unai Simón, en una acción en la que Cristiano Ronaldo reclamó penalti. No lo concedió el italiano Daniele Orsato, pese a las protestas locales.

España estaba incómoda. Su posesión era estéril. Cierto es que dispuso de una buena ocasión con un disparo de Pablo Sarabia, pero llegó tras un error de Cancelo en la salida de balón. Con su 4-3-3, que en fase defensiva se convertía en 4-1-4-1, Fernando Santos tejió una telaraña en la medular para recuperar la pelota y buscar la espalda de los centrales españoles.

Luis Enrique se desesperaba en el banquillo porque sus centrocampistas abusaban del pase horizontal. Y cuando se sentían amenazados, rápidamente recurrían al pase seguro hacia atrás. La primera parte de España fue un tostón, además de que en defensa volvió a exhibir preocupantes errores a balón parado.

Suiza hizo sus dos goles en La Romareda tras sendos córneres. Portugal también generó a balón parado pero le faltó puntería. Del horror español sólo se salvó Unai Simón. Primero despejó un potente disparo de Rubén Neves desde la frontal en el minuto 23 y nueve después salvó el gol de Diogo Jota con una espectacular mano, después de un rapídisimo contraataque portugués.

Luis Enrique, que había dejado en la grada a Eric García y Azpilicueta, movió ficha en el descanso. Sacrificó al debutante Hugo Guillamón para dar el mando del juego a Sergio Busquets. Fue otra de sus sorprendentes decisiones. Con Diego Llorente en el banquillo, apostó por retrasar la posición de Rodri al centro del eje defensivo.

Todavía estaban los aficionados portugueses regresando a sus asientos cuando Unai Simón volvió a evitar el gol de su selección, con una espectacular parada abajo al disparo de Cristiano Ronaldo, que había recibido de Bernando Silva, un dolor de muelas para Dani Carvajal.

El empate no le valía a España, que seguía sin generar peligro. Y Luis Enrique introdujo un triple cambio: Gavi, Pedri y Yeremy Pino entraron en escena. Portugal, a la que Fernando Santos no refrescó hasta el minuto72, acusó el desgaste físico y España encontró más espacios en la zona de creación.

Lo leyó perfectamente Busquets, que buscó los costados para castigar a la defensa portuguesa; y también Pedri, incisivo con el balón en los pies. España ya dominaba a un rival que lo único que quería era que corriesen los minutos. Aun así, volvió a gozar de otra clarísima oportunidad, en el enésimo error defensivo español en una acción de pizarra: el disparo de William Carvalho lo despejó un defensa bajo palos.

El partido ya era otro. España estaba instalado en campo contrario. Nico Williams, cuando llevaba un minuto en el campo, y Morata, con un disparo desde la frontal que sacó con una espectacular estirada Diogo Costa, rozaron el gol. También lo tuvo Cristiano Ronaldo un poco antes, pero el exfutbolista del Real Madrid ya no tiene ni la velocidad ni la rapidez para armar la pierna de sus mejores tiempos. Primero se durmió dentro del área y Gaya le robó la pelota por detrás; después, en un contraataque que en otros tiempos sería letal, fue incapaz de lastimar a España.

Portugal estaba encerrada y España siguió empujando, agarrada a la calidad del tridente azulgrana -Gavi, Pedri y Busquets-, y a la fe de Nico Williams. El delantero del Athletic reclama una plaza en el Mundial. Participó en todas las jugadas de peligro y también en la del gol español a falta de tres minutos para el final. Carvajal centró al segundo, Nico metió la cabeza y Morata fusiló la portería española.

Los jugadores españoles hicieron una piña en el córner y Luis Enrique se abrazó a sus ayudantes. Pero España aún tuvo que sufrir para celebrar su billete a la fase final en los Países Bajos.

Cristiano Ronaldo volvió a tener otra inmejorable ocasión para agrandar su leyenda, pero se encontró de nuevo con Unai Simón, que despejó con los pies su disparo. El astro portugués tapaba su cara. Su selección se queda sin fase final. El premio es para España.

- Ficha técnica:

0 - Portugal: Diogo Costa; Cancelo, Rubén Dias, Danilo Pereira, Nuno Mendes; Bruno Fernandes, Ruben Neves (Joao Felix, min.89), Willian Carvalho (Rafael Leao, min.78); Bernando Silva (Joao Mario, min.72), Diogo Jota (Vitinha, min.77) y Cristiano Ronaldo.

1 - España: Unai Simón; Carvajal, Hugo (Busquets, min.46), Pau Torres, Gayá; Rodri, Koke (Pedri, min.60), Carlos Soler (Gavi, min.60); Ferran Torres (Nico Williams, min.72), Morata, Sarabia (Yeremy Pino, min.60).

Gol: 0-1, m.87: Morata.

Previa del partido:

El inesperado tropiezo ante Suiza en La Romareda ha dejado a la Selección de España sin margen de error en la última jornada, donde le espera el mejor test posible ante un Mundial que asoma a menos de dos meses, una Portugal que viene de golear a domicilio a la República Checa y a la que le vale el empate para sellar su pase a la fase final de la Nations League. Revive el marcador del partido AQUÍ.

El Estadio Municipal de Braga acoge una auténtica final. Se repite la historia de hace dos años, cuando el equipo de Luis Enrique también estaba obligado a ganar a Alemania en La Cartuja para jugar la "Final a Cuatro". Aquella noche, firmó una histórica goleada ante los germanos.

Pero en esta ocasión la selección nacional no contará con el aliento de sus aficionados; más bien será todo lo contrario. Desde hace semanas no hay entradas a la venta. El majestuoso estadio del Braga, una joya arquitectónica, será una olla a presión con más de 30.000 lusos en sus gradas.

Por si fuera poco, España no vence en territorio portugués desde hace 19 años. Fue el día del debut de Fernando Torres con la Roja. Aquel 6 de septiembre de 2003, la selección goleó 0-3 a Portugal en el estadio Alfonso Henriques de Guimaraes, a unos 15 kilómetros de Braga.

Después de firmar ante Suiza la peor primera parte desde que asumió el cargo de seleccionador, como reconoció el mismo Luis Enrique, el seleccionador medita revolucionar su once con cambios en todas sus líneas y situando a Álvaro Morata como delantero centro, después de su fallido experimento con Marco Asensio como falso nueve. Sin embargo brilló el madridista por su voluntad e insistencia, ganando opciones para mantenerse en el equipo titular cayendo a un costado.

El objetivo inmediato es recuperar la firmeza defensiva que se desplomó en Zaragoza. Tras dos partidos sin encajar, dos acciones a balón parado de Suiza sacaron los colores a una zaga que añora la figura de Aymeric Laporte, baja por lesión, y exhibe falta de contundencia. Las modificaciones llegarán con la entrada de Dani Carvajal y José Luis Gayá en las bandas por César Azpilicueta y Jordi Alba, y Diego Llorente por Pau Torres, formando pareja con Eric García en el centro del eje.

Por delante le llega el turno a Rodri, con Koke Resurrección con firmes opciones de sentar a Gavi, y la oportunidad para Pedri de quitarse la espina tras su regreso a la selección con la imagen más alejada de la brillantez que acostumbra y el liderazgo que siempre ejerció.

Y arriba la principal novedad será el regreso de Álvaro Morata en la búsqueda de goles, después de quedarse sin minutos en La Romareda. No ha marcado en sus tres últimas internacionalidades y asumirá la responsabilidad. Estaría secundado por Marco Asensio y Pablo Sarabia, en quien Luis Enrique sigue confiando en las grandes citas.

Menos cambios se esperan en el once de Fernando Santos después de la exhibición de su equipo en Praga, donde goleó a la República Checa (0-4). El seleccionador portugués repetirá con Ruben Neves por detrás de Bruno Fernandes y William Carvalho en la medular. Santos asume que el sistema de España (4-3-3), obligará a los suyos a un notable ejercicio físico en el centro del campo, frente a lo que se encontraron ante la República Checa, que le cedió el balón.

Aunque hasta ahora ha ido alternando a Rui Patricio y Diogo Costa en la portería, Santos podría dar continuidad al guardameta del Oporto en el decisivo choque contra España, para el que retocará sus laterales: Cancelo y Nuno Mendes sustituirán al goleador Diogo Dalot y a Mário Rui respectivamente.

No habrá, en principio, más cambios, por lo que Joao Felix arrancará en el banquillo. La línea de ataque de Portugal será para Bernando Silva, Rafael Leao y Cristiano Ronaldo.

Posibles alineaciones

Portugal: Diogo Costa; Cancelo, Rubén Dias, Danilo Pereira, Nuno Mendes; Bruno Fernandes, Ruben Neves, Willian Carvalho; Bernando Silva, Rafael Leao, Cristiano Ronaldo.

España: Unai Simón; Carvajal, Eric García, Diego Llorente, Gayá; Rodri, Koke, Pedri; Marco Asensio, Morata, Sarabia.

Árbitro: Daniele Orsato (ITA)

Estadio: Municipal de Braga.

Hora: 13:45 de Perú (18:45 GMT)

Artículos Relacionados

+ Artículos

Lo más leído del Fútbol Internacional

Lo más leído en futbolperuano.com